Beneficios que produce la zeolita en el cemento

La zeolita tiene utilidades como puzolana y cemento ayudando a optimizar recursos.

 

Puede utilizarse en la preparación de hormigón ligero para la construcción. Puede ser tratada con calor para formar cemento ligero, cuando se calienta pierde agua y cuando se mezcla con el cemento, se rehidrata y libera aire. La “espuma” o “entramado de aire” aumenta la resistencia y disminuye el peso. 

La zeolita se expande dentro de un agregado ligero a temperaturas entre 1200°C y 1400°C. Su densidad es de alrededor de 0.8 gcc y tiene una porosidad hasta del 65%.

Su estructura de silicato poroso hace que sean mucho más ligeros que la arena y dan más volumen por tonelada de producto con una dureza y resistencia similares.

La zeolita no contiene barro  y su estructura porosa retiene la humedad, lo que facilita que el hormigón cure más rápidamente.

En el cemento del 15% al 40% puede ser reemplazado con zeolita que es una puzolada.

Pavimento de cemento
Ladrillos y mortero

Beneficios de usar zeolita como puzolana

Aumento de la resistencia a la compresión debido a la estructura cristalina porosa y elevada área de superficie de la zeolita. Las fases hidratadas de la puzolana son ampliadas y esto incrementa la resistencia a la compresión.

Disminuye la expansión Alcali- Sílice. La zeolita permite el uso de escorias con más del 0.60% de Na2O.

Ayuda a resistir la corrosión bajo el agua.

Ahorro de energía. La producción de 1kg de escoria requiere de 900 Kcal de energía. Diez toneladas de zeolita usadas como puzolana, ahorra alrededor de una tonelada de combustible.

Resistencia química mejorada especialmente en aplicaciones de agua salada.

Disminuye la inestabilidad producida por exceso de óxido de calcio en el cemento fraguado.

Ayuda a resistir la corrosión bajo el agua.